miércoles, 19 de julio de 2017

El cambio de época y los nuevos looks de “Perdona Nuestros Pecados”

Reproducción Mega.
Mientras María Elsa (Mariana Di Girólamo) y Reynaldo (Mario Horton) prometen seguir amándose en secreto mientras ella comienza una vida de casada junto a Horacio (Gabriel Cañas) en Europa, Ángela (Paola Volpato) opta por seguir con su embarazo adelante. Estos hechos marcan el cambio de ambientación de la nocturna de Mega que anoche pasó de 1954 a 1957.

Tres años después, en agosto de 1957, Villa Ruiseñor se apresta para la inauguración del Teatro Plaza, la nueva atracción del pueblo. Aunque los habitantes desconocen quiénes son los dueños del lugar, lo único que saben es que sus propietarios vienen de Santiago. Además de esto, en la primera escena de esta nueva ambientación aparece Estela (Patricia Rivadeneira) con un nuevo look, y el primer cambio radical: la pequeña Sofía Quiroga que era personificada por Catalina Benítez ahora es adolescente y tiene a Paula Reyes como su intérprete. Es esta nueva Sofía, quien hacia el final del capítulo descubre la relación amorosa entre Ángela y su padre. Al sospechar de lo que se enteró su hija, Estela deja atrás su actitud pacífica y encara a la pareja de amantes.
Silvia (Francisca Gavilán) fue otra que cambió su apariencia. Y es que tras partir con Lamberto (Andrés Velasco) a Santiago, la ex empleada de los Montero regresó a Villa Ruiseñor como una dama de la alta sociedad y dispuesta a poner un negocio en el pueblo. Ángela y Guillermina (Ximena Rivas) también presentaron una nueva imagen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario