domingo, 29 de abril de 2018

Soledad Cruz: “Es un orgullo representar un tema tan necesario de discutir”

Gentileza Mega.
Aunque su carrera televisiva empezó con la teleserie “El Amor lo Manejo Yo” y luego tuvo una participación especial en “Dueños del Paraíso”, es la nocturna de Mega con la que se ha ganado el reconocimiento del público. Así, en “Perdona Nuestros Pecados” destaca como Mercedes Möller, quien mantiene un romance con Bárbara (María José Bello). Pese a que ambas profesoras se ven a escondidas, la incógnita que presenta esta segunda temporada es qué pasará cuando los habitantes de Villa Ruiseñor se enteren de la historia de amor entre estas dos mujeres. Hablamos con ella y aquí nos cuenta cómo ha sido interpretar a Mechita.

Tu personaje partió discretamente y ahora protagoniza una de las historias más destacadas de la teleserie, ¿Lo esperabas?
No lo esperaba en ningún caso, pero tampoco lo pretendía. Es algo que se ha dado con el mismo trabajo, paso a pasito se ha ido construyendo la historia y la oportunidad de como actriz tener más visibilidad también. Es un orgullo representar un tema tan necesario de discutir y estoy muy contenta porque es una historia que tiene mucho impacto a nivel masivo. Feliz también de estar con el elenco que trabajo. Muy agradecida del equipo, de la producción y de los jefes que me dan la oportunidad de poder desarrollar y profundizar más en un personaje que se perfilaba primero algo mucho más pequeño y ahora tiene mucho más cabida, tiene más historia propia y yo feliz de ir poniéndole de mi cosecha a ese personaje que uno nunca sabe cómo va a hacer antes de que suceda entonces se ha ido construyendo en el camino, como es la vida.

¿Y qué viene para Bárbara y Mercedes?
Lo que puedo adelantar es que esta historia se va a abrir socialmente y eso va a tener muchas repercusiones concretas en la relación. En la evolución de Mechita algo se va a quebrar y algo va a madurar también. Todo se va a complejizar. Esta historia de amor que nace en la primera temporada y que es una historia muy secreta, muy de a dos, donde viven el amor libremente pero entre ellas, ahora cuando se expongan no va a ser lo mismo, entonces eso va a hacer que el alma y el espíritu de los personajes cambie por el dolor y el amor imposible.

¿Cómo ha sido el trabajo con María José Bello?
Estoy feliz de trabajar con María José. Es una gran actriz, partner y compañera. Estamos muy afiatadas, somos muy amigas actualmente. Tenemos mucha complicidad, estudiamos mucho, nos juntamos a conversar, discutimos las escenas, así que también feliz y agradecida de que haya sido ella mi partner porque me ha ayudado un montón y yo también la ayudo a ella. O sea armamos muy buen equipo entre las dos y yo creo que eso no se da muy comúnmente.

¿Qué te parece que se aborde el lesbianismo?
Creo que es fundamental que se toque. La teleserie es un formato muy popular, que llega a las casas de las personas, y esta particularmente tiene una sintonía récord entonces que mejor escenario para poder mostrar algo que es tan necesario de discutir, de hablar y de empatizar, porque es una historia que pretende empatizar con la homosexualidad, generar conciencia, abrir diálogo, que padres de hijas o hijos gays entiendan un poco más cómo es vivir en secreto y ante la imposibilidad de amar. Yo creo que eso es necesario como país, como cultura, como sociedad. En la teleserie todo se justifica porque son los años sesenta, pero lo más fuerte es que aún ocurre, o sea no hemos cambiado tanto. Se ha hecho más visible, pero no se ha aceptado, y entre la aceptación y el respeto hay una gran diferencia.

En los televidentes hay mucho cariño por esta historia. ¿Cómo ves lo que ocurre con el público y su cariño por Barcedes?
Impactante, nos escriben de todas partes del mundo. María José tiene mucho más experiencia en teleseries y yo le decía: “Pepa, esto es normal, esta cantidad de fans” y me decía que no, o sea en todos sus años de carrera jamás le había pasado lo que está pasando hoy en día que es una euforia y ahí uno también entiende la necesidad que existía tan secreta que sean representadas en pantalla, algo vital. Así como los inmigrantes están siendo representados también.

O la identidad de género con “Una Mujer Fantástica”.
Exacto. Justo se topa, coincide y encuentro que eso también habla de un fenómeno no sólo de la teleserie sino que parece hay algo en nuestra sociedad que está necesitando de manera orgánica hablar, discutir y hacerse visible, entonces estamos finalmente siendo súper contingentes. Uno habla del gay perseguido, del homosexual apedreado, pensando en la antigüedad, pero finalmente en la actualidad vemos miles de casos.

A nivel general, esta segunda temporada está marcada por el terremoto, ¿Cómo fue grabar esas escenas?
Fue muy entretenido e intenso porque requiere un trabajo de producción muy grande, de un equipo técnico muy grande en todo sentido. Tenemos un equipo muy afiatado y todos están apuntando a hacer un muy buen trabajo así que fue agradable, entretenido, pero intenso, muy intenso. Muchos extras, mucho maquillaje, nos demoramos bastante en hacerlo.

¿Qué nos vamos a encontrar en estos nuevos capítulos?
Mucho drama, muchos cambios, acción, pasión, amor, dolor, quiebres, muertes, tragedias. “Perdona Nuestros Pecados” es una tragedia de un país que ocurre en un pueblo muy pequeño llamado Villa Ruiseñor.

3 comentarios:

  1. Excelente actriz, se nota el cariño con el que representa su personaje. Solo gratitud a ella y a María José por el estupendo trabajo que están haciendo.

    ResponderEliminar
  2. Me encanta Barcedes❤❤ #brasil 🙆

    ResponderEliminar
  3. Please let them have a "happy"ending together...Send out a positive message.Don´t let the haters and homophobes win yet again,sadly they win everytime a LGBT story ends badly cause they think that being LGBT is wrong and not normal and we only deserve tragic endings as a punishment ...its time to show them that they are wrong and that LOVE IS LOVE!!!what better way to do it than with this beautiful and incredibly well acted love story!Go Chile.Barcedes4ever!!!

    ResponderEliminar