domingo, 4 de agosto de 2019

Los personajes de “Gemelas”

Gentileza ChileVisión.
Hoy, a las 21:30 horas, ChileVisión estrena su nueva teleserie. La historia, que corresponde a una adaptación de la historia argentina “Educando a Nina” de Telefe, cuenta con guiones de Daniela Lillo, Arnaldo Madrid, María Luisa Hurtado y Guillermo García y la dirección de Rodrigo Velásquez. La realización de la productora Parox se centra en dos hermanas separadas al nacer y criadas en mundos diametralmente opuestos que volverán a ver entrelazadas sus vidas.

Luchita Rivera (Paloma Moreno), de veintiocho años, es cantante y bailarina de Vicho y las Gaviotas del Norte. Está en una relación amorosa con Vicho y ha hecho la vista gorda a sus infidelidades. Es una mujer segura de sí misma con relación a su talento y capacidades, alegre, esforzada y buena amiga. Tiene talento de sobra para ser vocalista y líder de una banda. Fue criada por su tío José, hermano de Juana, su madre que murió al dar a luz. No sabe quién es su padre. Vive en una pensión del barrio Salvador Sanfuentes junto a los integrantes de la banda, que además son sus amigos. La madre del Vicho la detesta y le hace la guerra desde que comenzó la relación con su hijo. Las razones de esta animadversión están en el pasado. Maruca cree que Juana, la madre de Luchita, era la amante del padre de Vicho, y que la abandonó para huir con ella. La irrupción de Manuel cambiará su vida para siempre. La increíble propuesta de reemplazar y ocupar el lugar de Dominga, una mujer muy parecida a ella esconderá el comienzo de la revelación de los secretos de su origen.

Dominga Vásquez de Acuña (Paloma Moreno) es dueña de la revista de moda y estilo Dominga. Creció como hija única de Manuel, si bien él es su padre biológico, cuando Dominga llegó a su vida producto de una relación extramatrimonial, Manuel construyó para su esposa, la historia de que es una niña abandonada a la que adopta. Hasta el día de hoy está convencida de que es adoptada. Dominga es caprichosa, mimada y superficial. No tiene límites, ni acata ordenes, tiene una imagen distorsionada de la realidad, no tiene el menor roce social con gente que no sepa de moda o de chismes, no sabe lo que significa el esfuerzo, todo le llueve fácil. Se ha convertido en un referente de la moda, una it girl. La han criado entre algodones como a una reina, y han creado una inútil todo terreno. Usa y abusa del poder de su padre, a quien sabe cómo convencerlo.

Renzo Martínez (Cristián Arriagada) tiene treinta años. Dos años atrás tuvo un accidente automovilístico que casi le cuesta la vida, desde ahí permanece en coma. Entre las pertenencias de su hermano es que Antonio encuentra el original del libro que presenta en la editorial y lo catapulta como escritor de bestsellers. Sin embargo, Renzo despierta de su coma y se convierte en un peligro para el secreto de su hermano. Antonio entra en contradicción, por un lado, la alegría de ver a su hermano recuperado y por otro lado el miedo a que salte la verdad y todos sus planes fracasen. Pero puede estar tranquilo, Renzo queda con secuelas en su memoria. No tiene un claro recuerdo de sus últimos años y no tiene conciencia de la escritura del libro. Renzo deberá reinsertarse a la sociedad lidiando con las lagunas de su memoria e intentando descubrir quién fue. Renzo comienza a vivir de nuevo, redescubriendo el mundo, intentando entender y recordar, pero a la vez seguir adelante.

Antonio Martínez (Eyal Meyer), de treinta y cuatro años, es hermano de Renzo. Se convirtió en millonario gracias a un libro que fue superventas, antes fue barman de crucero. Es un hombre superficial pero muy astuto. La vida lo puso en una encrucijada cuando su hermano tuvo un grave accidente que lo dejo en coma. Es entonces que descubre un manuscrito de Renzo y al leerlo queda maravillado por su genialidad.

Vicente Jesús Espinoza (Francisco Gormaz), Vicho, tiene veintinueve años. Vocalista y líder de Vicho y las Gaviotas del Norte, encantador por naturaleza, talentoso, libre, divertido, es el delirio de las fans. Es un pollerúo de su madre, Maruca, mánager del grupo y eterna enemiga de su novia Luchita. De a poco se irán perfilando en él sus grandes dotes de liderazgo en su banda y logrará imponerse ante esta madre manipuladora y sobreprotectora. Está enamorado de Luchita, con quien tiene una relación seria desde hace dos años, pero no puede sentirse atraído por otras mujeres, especialmente por Magaly que cada vez que puede se mete en su cama.

Manuel Vásquez de Acuña (Julio Milostich), de cincuenta y ocho años, es un hombre de negocios, dueño de una editorial que tiene una revista de moda en homenaje a su hija única. Además, ha publicado un par de libros, siendo el éxito más grande en la historia de la editorial el libro de autoayuda de Antonio que se ha convertido en récord de ventas y los ha catapultado como una editorial importante a nivel mundial. La vida de Manuel va bien, hasta que su hija es detenida en España. Es en ese momento que cruza su vida con Luchita, una mujer igual a su primogénita y a quien le pide ayuda para que la reemplace.

José Rivera (José Secall) es un taxista de sesenta años. Pepucho, el tío de Luchita es el responsable de la separación de las gemelas, no es mala persona, pero vive resentido por la muerte de su hermana Juana. Creyó hacer lo correcto al entregarle sólo una de sus hijas a Manuel. Conservador, discrimina a los gays. Su peor pesadilla es perder a Luchita. Por ella haría cualquier cosa. No quiere que Manuel diga la verdad y lo amenaza. Tiene hipertensión, por lo cual mantiene una deuda en el hospital, sus remedios son caros y no quiere ser carga para Luchita.

Paquita Montiel (Loreto Valenzuela), de sesenta años, es una chilena recién llegada de España. Artista, cantante y bailaora de coplas, admira a sarita Montiel y Juanita Reina, quienes son sus referentes. Busca trabajo y termina viviendo en la pensión convirtiéndose en apoyo de Vicho y la banda. Será la amiga que Maruca nunca ha tenido y a la vez consejera de José quien se enamorará de ella. Se transformará en una persona muy cercana a todos. Esconde un gran secreto.

Patricio San Lucas (Francisco Celhay), de treinta y un años, es el mejor amigo de Dominga. Un esteta, de gusto refinado. Mantiene una lucha denodada contra el mal gusto y la falta de clase. Vive para y a través de la editorial. Irónico, de lengua afilada y mordaz de comentarios lapidarios. Supersticioso, sus frases favoritas son “anulado cancelado” y “Oh my Dior”. Es editor de Dominga. Es gay y está unido por el acuerdo de vida en pareja con Santiago, el amor de su vida. Cambió su vida desenfrenada por la de un hombre casero y fiel. Tiene una pésima relación con Andrea la que debe disimular puesto que es la mujer de su jefe, pero libran una guerra fría por el poder dentro de la revista.

Andrea Lombardi (Elvira Cristi) tiene treinta y cinco años. Bella, elegante y estilosa, fue segunda miss Chile hace algunos años. Está casada con Manuel por interés. Es inteligente, aguda y audaz, no trepida en hacer lo que sea necesario para conseguir sus objetivos. Fue ella quien descubrió a Antonio y la novela y se anticipó diciendo que estaba segura que sería un éxito. Fría y calculadora, ambiciosa y coqueta comenzará una relación clandestina con Antonio, novio de su hijastra, con el fin de manipularlo y hacerlo escribir más rápido su segundo libro. Por el camino se enamorará de verdad de él, pero siempre por encima sus propios intereses. Se lleva muy mal con Dominga y no pierde oportunidad para desacreditarla y decir que es mimada y caprichosa.

Maruca Espinoza (Berta Lasala) es la madre de Vicho y mánager del grupo. De cincuenta y cinco años, es una mujer calculadora, comerciante, interesada en el dinero, ambiciosa y avara, se mueve en el mundo de la cumbia como pez en el agua. Es la verdadera dueña de la casa de Pensión donde vive la banda y les cobra arriendo a través de un palo blanco. Está juntando dinero para su vejez y para el futuro de Vicho. Explotadora y mala pagadora, siempre les esquilma los sueldos a los músicos y coristas. Es manipuladora y ha criado a su único hijo como si fuera la estrella central del Universo. Vicho es hijo de José Luis, quien desapareció de la noche a la mañana abandonándola a su suerte. Ella sacó fuerza y fortaleza y salió adelante con Vicho, trabajando en todo lo que la vida le puso por delante. Nadie le ha dado nada, y tal vez por eso cuida con dientes y muelas todo lo que ha conseguido.

Estela Ormeño (Carolina Varleta) es la mejor amiga y cómplice de Luchita. De treinta años, es corista de la banda. Posee una alta estima de sí misma en relación con su cuerpo y gracia. Guapa, sensual y alegre, coqueta y sin pelos en la lengua será el apoyo que Luchita requiere para seguir adelante con las mentiras. Le cubrirá las espaldas en la banda y será fundamental para que pueda tener su doble vida. Se enamorará perdidamente de Manuel sabiendo que es un hombre casado, pero está convencida que él vive atrapado en ese matrimonio y se dio cuenta de inmediato que Andrea no lo quiere y que su amor es sólo interés.

Magaly Tamayo (Karla Melo), de veintisiete años, quiere a toda costa quedarse con el Vicho, vive en franca competencia con Luchita y Estela. Cuenta con el apoyo abierto de Maruca. También se sentirá atraída por Palomo, pero su amor por Vicho será más fuerte y volverá a pelear por él cuando Dominga, viviendo la vida de Luchita, vuelva con el Vicho. Reconocerá que no lo ha olvidado.

Floridor del Carmen Urzúa (Felipe Álvarez), Tatoo, es músico de la banda. El joven de veintiocho años es además el chofer del bus. Es pesimista por naturaleza y ve el panorama siempre oscuro y deprimente. Tiene varios tatuajes de carácter depre como él. Aporta con humor diferente dentro del mundo variopinto de la pensión. A pesar de sus comentarios lúgubres es querido por todos, pues nadie lo toma en serio.

Palomo Adams (Raúl Hoffmann), de treinta años, es el mejor amigo de Vicho. Segundo a bordo de la banda. Se enamorará de Maruca, madre de su amigo, y estará dispuesto a develar su relación pero ella no se lo permite por temor al qué dirán y a las burlas y chismes que vivirían por la diferencia de edad.

Pedro Pineda (Diego Varas), el Pinky, tiene veintiocho años. También es músico de la banda. Sueña con vivir la vida que se inventa. Le jura a todo el mundo que conoce a un montón de celebridades del espectáculo internacional y se jacta de su cercanía con ellas. Simpático y alegre.

Perla Aros (Luciana Echeverría), de veinticuatro años, es asistente de Maruca, encargada de manejar a las fans y vender cintillos, CDs y poleras de la banda. Tiene una evidente cojera, usa un zapato con un taco enorme para compensar su pierna más corta. Canta cada vez que puede, cuando los llama a ensayar, a comer, a levantarse. Quiso ser soprano del municipal pero ni su voz ni su pinta la ayudaron a conseguir un cupo en el coro del teatro. Sabe de ópera. Nunca ha besado, menos pololeado con un hombre. Se convertirá en el blanco amoroso entre Pinky y Tatoo quienes en una primera instancia harán una apuesta para ver quién la conquista primero.

Sofía Echaurren (Daniela Nicolás) tiene veintiocho años. Es la mejor amiga de Dominga, vienen juntas desde el colegio donde desde un principio fueron cómplices y compañeras de juego y luego de andanzas, aventuras y fiestas. Alegre, deslenguada, tercer milenio como dice ella misma, trabaja en la viña de su padre como encargada de mantener la página web de la empresa familiar. Millonaria y gastadora, directa y frontal. Su madre vive en clínicas psiquiátricas por depresión. Su padre no habla. Estará con Dominga cuando la tomen detenida en España

Gonzalo (Claudio Castellón), de veintiocho años, es asistente de Antonio, encargado de llevar su casa y su agenda. Amigo del colegio de Renzo. No puede creer que él no lo recuerde cuando vuelve del coma. Será encargado de cuidar y vigilar los pasos de Renzo y se enterará de la relación que mantiene con Dominga/Luchita, la que cuestionará pues es la novia de su hermano. Es fanático de Vicho y las Gaviotas del Norte.

Santiago Velasco (Guilherme Sepúlveda), de treinta y cuatro años, es abogado y pareja de Patricio. Es quien defiende en primera instancia a Dominga mientras está presa en España, pero a poco andar renuncia, pues no tolera el carácter déspota y caprichoso de ella. Cuando se entere de la verdad querrá que el enredo se aclare, pero ni su marido ni Manuel están dispuestos a decir la verdad. Cuando Dominga llegue a vivir su prisión domiciliaria al departamento que comparte con Patricio, su paciencia se verá sobrepasada y abandonará el hogar superado por la presencia de Dominga. Comenzarán los conflictos de pareja justamente por la cantidad de mentiras que deberá soportar.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario